Infecciones hospitalarias: Complicación de la salud, riesgo de muerte y alto costo económico

Infecciones hospitalarias: Complicación de la salud, riesgo de muerte y alto costo económico
Por Leticia Olvera en la UNAM Núm. 4, 676

Las infecciones hospitalarias, además de complicar la salud e incrementar la hospitalización y riesgo de muerte del paciente, representan un alto costo económico para estas instituciones (en países como Estados Unidos cada una implica un desembolso de entre 14 y 36 mil dólares), señaló Daniela de la Rosa Zamboni, tutora de la maestría en Epidemiología de la Facultad de Medicina. De acuerdo con un diagnóstico de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la inversión en el sector público para atenderlas es de 73 mil 932 millones de pesos, refirió la especialista en infectología.

Dado este panorama, es imprescindible contar con medidas de control de infecciones nosocomiales, término clínico de estas epidemias si son atribuibles a la atención recibida, es decir, si no estaban presentes ni en incubación durante la llegada del individuo al hospital. “Atenderlas implica gastar gran cantidad de recursos económicos y se alarga la estancia del enfermo de dos a tres semanas, en promedio”, agregó.

Para la maestra en epidemiología, es imposible hablar del mismo tipo de infecciones para cada sitio. Añadió que incluso si una institución toma todas las medidas preventivas posibles, es susceptible a estas afecciones, aunque en menor grado.

Asimismo, De la Rosa Zamboni consideró difícil citar de las más frecuentes porque esto depende del hospital. Por ejemplo, en uno quirúrgico probablemente se derivarán de las cirugías; y si es uno de cuidados intensivos, del ventilador, el catéter o la sonda.

FRECUENCIA

Sobre su frecuencia, expuso que en Latinoamérica, a nivel general, su número varía desde cuatro hasta 50 por cada mil días de estancia. En México, se maneja un prevalencia que va de 20 hasta cero casos por el lapso referido, pero esto es variable, porque hay algunos con una tasa de dos días y otros de semanas, principalmente porque tienen pacientes oncológicos, con trasplantes o en terapia intensiva. “Estos padecimientos derivados de la atención pueden ser desde leves, como una gripa, hasta severos, como una neumonía o una bacteriemia (presencia de bacterias en la sangre). Una persona afectada tiene entre dos y cinco veces más riesgo de fallecer.”

Al respecto, la universitaria subrayó que los responsables de las medidas de control son quienes tienen contacto con el paciente (como el médico, la enfermera o los familiares). Además, cada nosocomio debería (según su tamaño) contar con un área de control de infecciones, de epidemiología hospitalaria o de vigilancia epidemiológica “No puede afirmarse que el sector privado tenga mejores condiciones que el público, porque ambos disponen de programas en el rubro, en algunos casos desde hace más de 20 años, aunque otros son de reciente adopción”, apuntó De la Rosa.

CREAR CONCIENCIA

Para crear conciencia, es recomendable fomentar una retroalimentación sobre la eficacia de las medidas diarias de prevención; facilitar el comportamiento (tener disponible lo necesario para dichas prácticas); recordar las conductas adecuadas mediante carteles, y contar con el respaldo de líderes hospitalarios que apoyen acciones dirigidas a lograr que los demás se involucren, dijo.

Es preciso otorgar información a todas las personas relacionadas con la atención del paciente, según su nivel y de la mejor manera para que éstas entiendan qué pasa con cada infección y por qué pueden ser altamente costosas o, en el peor de los casos, mortales, concluyó la especialista.

En 2030, la EPOC será la tercera causa de muerte

En 2030, la EPOC será la tercera causa de muerte
Por Leticia Olvera en la Gaceta de la UNAM Núm. 4, 561

Se estima que para 2030 la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC) será la tercera causa de mortalidad en el mundo, dijo Horacio Rubio Monteverde, director de Atención Médica de la Dirección General de Servicios Médicos de la UNAM.

Datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) refieren que el padecimiento es responsable de 2.8 millones de muertes al año y se caracteriza por una limitación permanente del flujo del aire causada por anormalidades en las vías aéreas y del perénquima o tejido fundamental pulmonar.

La EPOC está ligada al tabaquismo y la contaminación intramuros, es decir, inhalación del humo de leña en los hogares, definida por la OMS como “el asesino de la cocina”, porque ocasiona un millón y medio de defunciones anuales, destacó.

Este aspecto es relevante si se considera que en el mundo tres mil millones de personas dependen de los combustibles sólidos, biomasa y carbón, por lo que se prevé que si no se realizan intervenciones para reducir los riesgos que éstos ocasionan –en particular la exposición al humo de tabaco– las muertes por esta afección aumentarán en más de 30 por ciento, subrayó.

Dicho mal es más frecuente en el género masculino. En el ámbito mundial, se presenta en 9.3 hombres de cada mil y en

7.3 mujeres en un millar. En cuanto a la edad, por lo general ocurre después de los 40 años, refirió.

Factores de su exacerbación

Algunos factores causan exacerbación aguda, como la contaminación, arritmias o insuficiencia cardiaca, fractura de costillas o traumatismo torácico, trombo embolia pulmonar aguda, bronco espasmo y uso inadecuado de sedantes, narcóticos o beta-bloqueadores, detalló.

El diagnóstico se establece por antecedente de consumo de cigarro, anamnesis compatible en la que los síntomas  principales son disnea progresiva, tos crónica más de tres ocasiones al año, expectoración y alteración ventilatoria obstructiva en el examen de la función respiratoria. Asimismo, se debe tomar una radiografía posteroanterior y una lateral del tórax, explicó el neumólogo.

Es importante realizar un diagnóstico diferencial entre bronquitis crónica, asma, EPOC y enfisema pulmonar, mediante pruebas de funcionamiento respiratorio y/o espirometría, aunque a veces se necesita un estudio más especializado llamado pletismografía.

Los síntomas más frecuentes son: dificultad al respirar, expectoración inusual, tos crónica e inflamación bronquial; se presentan de forma tardía y no es curable, pero el tratamiento retrasa la progresividad. El primer paso es retirar al paciente del lugar donde inhala el humo, después hay opciones como los antibióticos y rehabilitación respiratoria, oxigenoterapia, broncodilatadores y corticoides inhalados o sistémicos.

Las personas con EPOC son más vulnerables a infecciones respiratorias, por lo que se recomienda, como medida de prevención, vacunarse contra la influenza y el neumococo, citó el académico. El 20 de noviembre es el Día Mundial de esta enfermedad y fue auspiciado por la OMS para promover una mejor comprensión para diagnosticarla con mayor rapidez y ofrecer atención adecuada.

Es fundamental que, por un lado, los profesionales de la salud difundan aspectos preventivos y, por el otro, recordar que  hay el padecimiento, sus factores de riesgo y la importancia de hacerse un estudio respiratorio.

Es una fecha para alertar a la población sobre su gravedad, concluyó

Las redes sociales rebasan expectativas

Las redes sociales rebasan expectativas
Por Leticia Olvera en la Gaceta de la UNAM Núm. 4, 555

En años recientes han surgido organizaciones sociales que usan las infraestructuras tecnológicas para conectarse con gran facilidad, destacó Silvia Molina y Vedia, de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales.

Al impartir la conferencia Las Redes Sociales: un Acercamiento a su Comprensión, comentó que la penetración de las comunicaciones mediadas electrónicamente han rebasado los cálculos iniciales de quienes se ocupaban de su promoción. “Nadie imaginó cómo se iba a cubrir el mundo con estos recursos ni su impacto en la economía, sociedad, educación y entretenimiento”, expuso.

Al respecto, señaló que se han tejido redes comunicativas que vinculan y organizan en el ámbito global sin una comprensión clara de lo que implica este hecho ni cómo evoluciona.

“Hay trabajos serios al respecto, como los de Castell, Jan Van Dijk y Baudrillard, pero no una forma clara de investigar la sociedad organizada en redes. Aunque muchos piensan que son impersonales, en ellas han prevalecido valores y normas”, dijo en la Sala Lucio Mendieta y Núñez de la mencionada entidad académica.

 

Trascienden fronteras

Las tecnologías de la información y la comunicación con que la gente se comunica habi­tualmente operan como aceleradores y promotores de redes complejas que trascienden las fronteras de los países y una gran disposición a la conectividad. Estos recursos están vinculados al uso de Internet, lo que implica que la población despliega potencialidades que antes no tenía, consideró.

Así, las relaciones cara a cara se vieron complementadas con las redes electrónicas; por ejemplo, los vínculos entre académicos de diversas instituciones se enriquecen con el uso de nuevas tecnologías, apuntó.

Silvia Molina concluyó que este fenómeno potencia la conectividad no sólo en el ámbito interpersonal, sino que también las organizaciones encuentran en este modo de obtener y producir información y comunicación un recurso más para funcionar, expandir y diversificar actividades.

Promueven marco regulatorio para el bienestar animal

Promueven marco regulatorio para el bienestar animal
Por Leticia Olvera en la Gaceta de la UNAM Núm. 4, 547

La Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnia elabora una propuesta de marco regu­latorio para garantizar el manejo adecuado de animales utilizados para compañía, producción, trabajo, entretenimiento, ense­ñanza, investigación o exhibición, basado en estándares éticos y científicos internacionales.

Francisco Galindo Maldo­nado, académico de la entidad universitaria, consideró que en México persisten vacíos legales, carencia de información y falta de aplicación de la legislación vigente en materia de bienestar animal. Para garantizar este principio en distintos ámbitos, se requieren políticas públicas y la actualización de la normatividad respectiva en función de proble­mas locales y regionales.

La propuesta surge por el interés en atender las carencias de la legislación vigente y com­plementar las normas oficiales mexicanas relacionadas, subrayó con motivo del Día Mundial de los Animales, que se conmemora este 4 de octubre.

Centro Colaborador

Recientemente la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE, por sus siglas en francés), acreditó a la Facultad como Centro Colaborador en Bienestar Animal y Producción Pecuaria Sustentable, el tercero en su tipo en el ámbito internacional.

Al respecto, el académico explicó que la iniciativa es elaborada por la Facultad en su carácter de Centro Colaborador y pondrá énfasis en conocer las necesidades biológicas de los animales y sus requerimientos de alimentación, cuidados médicos y de medicina preventiva, espacio y desarrollo tanto de los domésticos como de los silvestres.

Evaluación previa

Para determinar el nivel de bienestar animal es indispensable evaluar el estado de cada especie mediante análisis de conducta, fi­siología y salud, que proporcionan distintos indicadores, agregó.

Respecto a aquellos desti­nados a la producción pecuaria es relevante garantizar un apro­vechamiento óptimo, al atender sus necesidades para evitar la incidencia de enfermedades por estrés, pérdidas por mal manejo y aumentar la calidad de los productos, para garantizar una mayor rentabilidad a los ganaderos y reducir los costos ambientales, precisó.

Persisten en el país proble­mas por falta de aplicación e información sobre la legislación que regula el transporte o sacrificio de estos animales, incluso, se presentan casos de crueldad deliberada. En este sentido, además de mejorar la normatividad, se requiere la participación activa de la sociedad civil para erradicar malas prácticas.

El bienestar animal debe verse como una herramienta para la ganadería sustenta­ble. Por lo mismo, el centro colaborador mencionado tiene entre sus prioridades trabajar en proyectos de investigación que integren además temas ambientales, como la prestación de servicios ecosistémicos en estructuras de producción animal y aspectos sociales y económicos relacionados con el valor agregado de productos de origen animal y nuevas formas de comercialización para los productores, enfatizó.

Problemas ambientales

En cuanto a los de compañía, uno de los objetivos de la pro­puesta es fomentar la tenencia responsable. Se trata de romper un círculo vicioso, porque la falta de información acerca de sus necesidades básicas se traduce en problemas de comportamiento, que motivan el abandono, lo que a su vez se traduce en aquellos de índole ambiental, de salud pública y de bienestar animal.

Galindo Maldonado expuso que en la legislación se propon­drán esquemas para garantizar la adquisición informada y res­ponsable de las especies de compañía y su registro para darles seguimiento, basados en el éxito de medidas similares emprendidas en el mundo.

Al fungir como Centro Co­laborador, la Facultad puede aprovechar la experiencia del panel de expertos de la instancia internacional en este ámbito, dijo.

La propuesta da seguimiento a los trabajos de la Ley General de Bienestar Animal, iniciativa de un grupo de especialistas de la UNAM, apoyada por actores de la sociedad civil, diversas ONG e instancias gubernamentales diseñada para atender problemas relacionados con el manejo de especies con propósitos de producción, compañía, trabajo, entretenimiento, enseñanza, investigación o exhibición, concluyó.

Dormir organiza la actividad cerebral

Dormir organiza la actividad cerebral
Por Leticia Olvera en la Gaceta de la UNAM Núm. 4, 547

Por sus aportaciones al campo del sueño, su producción académica y las citas que de ésta hace la comunidad científica, María Asunción Corsi Cabrera, profesora de la Facultad de Psicología, fue distinguida con el Premio Scopus México 2013, en el área de Humanidades y Ciencias de la Conducta.

El reconocimiento es otorgado por la Editorial Elsevier y tiene como objetivo resaltar el talento y dedicación de los investigadores en todo el mundo. En América Latina ha sido adjudicado a especialistas de Brasil, Argentina, Chile, Colombia y México, siempre en colaboración con la entidad local que apoya su actividad.

El galardón fue entregado por sus textos aparecidos en la base de datos Scopus, que cuenta con un índice denominado “h”, que mide el impacto de las publicaciones y la cantidad de veces que han sido citadas, explicó la universitaria.

Sueño y vigilia

Corsi Cabrera cuenta con más de 85 artículos de investigación en ediciones internacionales indizadas y 797 citas documentadas.

“Desde 1981 dirijo el Laboratorio de Sueño de la Facultad de Psicología. Nuestra principal línea de indagación ahonda en qué cambios ex­perimenta el cerebro durante el sueño, comparado con la vigilia”, señaló.

Como herramienta utilizan el análisis cualitativo de la actividad eléctrica cerebral y, en ocasiones, han estudiado resonancia magnética funcional, detalló la especialista en psicobiología.

De esta línea se derivan dos: una, cómo se organiza el cerebro en esta fase; lo que hemos encontrado es que el humano exhibe tres variantes a lo largo de la vida (el de vigilia, el del sueño con movimientos oculares rápidos y el de ondas lentas).

Y la otra, ver las consecuencias de la falta de sueño sobre la vigilia, tanto en el cerebro como conductualmente, en procesos cognitivos y emocionales, mencionó.

Lo que han visto es que dormir organiza la actividad cerebral del día siguiente. “Si no se tienen esas horas de reposo, hay una desarticulación que repercute en la ejecución de tareas cognitivas, toma de decisiones, aplicación de reglas abstractas y también se altera el comportamiento emocional ante los estímulos ambientales”.

Además buscan saber cómo es la orga­nización funcional del cerebro entre ambos géneros y el papel de las hormonas sexuales en diferenciar a los cerebros en masculinos y femeninos, apuntó.

Formar recursos humanos

El trabajo se ha centrado en examinar ciclos básicos y generar conocimientos nuevos, con la convicción de que se trata del único camino para llegar a la innovación tecnológica y a la instrumentación de programas de intervención clínica, resaltó.

Desde siempre, estas investigaciones han incorporado a alumnos de todos los niveles; en ese sentido, una de sus funciones es formar recursos humanos del más alto nivel, porque la mayoría ahora son especialistas independientes que pertenecen al SNI, e incluso algunos están en el extranjero, aseveró.

“Es una satisfacción que se reconozca esta labor y una forma de ver que las investigaciones del Laboratorio de Sueño repercuten internacio­nalmente”, concluyó

Alumno de Ingeniería diseña estufa ahorradora

Alumno de Ingeniería diseña estufa ahorradora
Nota publicada por Leticia Olvera en la Gaceta de la UNAM Núm. 4, 544 (Septiembre 2013)

Walter Julián Ángel Jiménez, egre­sado de la Facultad de Ingeniería de la UNAM, diseñó una estufa ahorradora de leña para la comunidad de Xalpatláhuac, en la montaña de Guerrero, con la que además de economizar el recurso se protege el ambiente y la salud.

El trabajo es resultado de su tesis de licenciatura “Utilización de energías renovables en el medio rural”. Se trata de un dispositivo que toma elementos de la estufa patsari y el fogón tipo U, que dio como fruto la denominada xalpaneca.

“El proyecto comenzó en septiembre de 2009, cuando fui a hacer mi servicio social a esa entidad con el programa La UNAM en tu Comunidad. Lo inicié tras interesarme en el uso tradicional de la leña y la necesidad expresada en el poblado de ahorrar este combustible”, apuntó.

 

La xalpaneca

Xalpatláhuac está a 45 minutos de la ciudad de Tlapa de Comonfort y enfrenta deforestación y carencia de agua. “Por ello, calculamos el patrón social de uso energético, que es el empleo final que se le da allá y qué actividades les permiten utilizar menos recursos y en qué proporciones”, señaló.

Después, evaluó los dispositivos apli­cados en el lugar, como el tradicional fogón de tres piedras, el ahorrador tipo U (cerrado y sin chimenea) y las estufas patsari, un proyecto interdisciplinario y multiinstitucional encabezado por la UNAM.

“Posteriormente, encontré las de­ficiencias en su uso y a partir de estos precedentes diseñé un dispositivo que tomó elementos de cada uno; al producto final lo denominé estufa xalpaneca.”

Se amplió la cámara de combustión, se incorporaron dos comales secundarios y se mejoró el sistema de ductos interiores para hacer más eficiente la migración de los gases de la combustión y permitir que las emisiones escapen por una chimenea.

Al estar cerrado el fogón, se genera mayor calor útil para la preparación de los alimentos y eso eleva el ahorro. Al analizar la utilización de esta estufa se reportó un ahorro de leña de entre 50 y 65 por ciento. “Un gran logro”, sostuvo Walter Julián.

 

Lodo barroso y arena

Hoy, en la montaña de Guerrero hay más de 250 dispositivos construidos sin ningún financiamiento, resaltó el ingeniero eléctrico-electrónico. “Hay un sistema de apoyo tradicional llamado brazo-vuelta que consiste en que un grupo de personas trabaja un día en una casa y al siguiente en otra, y así se retribuyen la ayuda, lo que aproveché para la construcción de las estufas”, explicó.

Los usuarios pagaron la suya, aunque el precio no es elevado (128 pesos), porque se elaboraron con materiales de la región, como lodo barroso, arena y un poco de cemento. Con ella, además del beneficio económico por el ahorro, se mitigó la contaminación al interior de las cocinas. “El plan es exitoso, no sólo por la cantidad de estufas manufacturadas, sino también porque la colectividad se ha apropiado de esta tecnología y se beneficia de ella”, concluyó.

Actualmente el proyecto del ingeniero se desarrolla mediante la Brigada Multi­disciplinaria de Apoyo a las Comunidades de México, organización independiente sin fines de lucro, fundada por él mismo para vincular el quehacer universitario con las poblaciones marginadas del país.

La vejez, asunto prioritario en la UNAM

La vejez, asunto prioritario en la UNAM
Nota publicada por Leticia Olvera en la Gaceta de la UNAM Núm. 4, 538 (Agosto 2013)

La UNAM conformó la Red Universitaria de Envejecimiento y Vejez, mediante el seminario universitario  respectivo, que estará integrada por 21 entidades académicas que profundizarán en el análisis y estudio de este sector de la población, desde distintos enfoques.

Participan las escuelas nacionales de Trabajo Social (ENTS), Enfermería y Obstetricia (ENEO), y de Estudios Superiores (ENES), Unidad León; además, las facultades de Estudios Superiores (FES) Iztacala y Zaragoza, de Psicología, Medicina, Odontología, Derecho, Arquitectura, Ciencias Políticas y Sociales, Economía, Contaduría y Administración, y Ciencias.

También, los institutos de Neurobiología, Fisiología Celular y Geografía, y los de Investigaciones Jurídicas, Antropológicas, Económicas y Sociales.

Trabajo académico

Entre los trabajos que se efectúan en la UNAM sobre envejecimiento y vejez, desde 1992, destaca que en la FES Iztacala se consolidó en 2000 el Programa de Psicología del Envejecimiento, Tanatología y Suicidio, desarrollado de forma continua e ininterrumpida. Zaragoza cuenta con la Unidad de Investigación en Gerontología, que en 20 años ha creado modelos de atención gerontológica comunitaria, basados en el envejecimiento activo y saludable.

La Facultad de Medicina busca fomentar más la formación geriátrica y gerontológica para prevenir enfermedades crónicas degenerativas que afectan la salud física y mental. Odontología, por su parte, impulsa los estudios en salud bucal, participa en la capacitación en odontogeriatría y, en la actualidad, desarrolla la Carta Descriptiva de la asignatura de  Gerodontología del nuevo Plan de Estudios.

La ENEO estableció desde 2006 el Servicio de Enfermería Universitaria en el Hogar. En 2011 recibió 58 solicitudes, la mayoría de los atendidos fueron varones con una edad promedio de 82 años. En 2012 se realizaron 249 intervenciones a ese mismo sector poblacional.

Psicología promueve la capacitación de expertos, genera nuevos conocimientos e impulsa tratamientos integrales que favorezcan el desarrollo socioemocional. El Instituto de Investigaciones Jurídicas y la Facultad de Derecho estudian el marco legal de los derechos humanos, la mediación de conflictos, la figura de defensoría social y la justicia terapéutica. Por su parte, el Instituto de Investigaciones Económicas desarrolla los proyectos de investigación: “Los sistemas de pensiones ante los cambios laborales” y “Los retos de la seguridad social y de la protección social ante el empleo informal”. En la Facultad de Ciencias se estudian las pensiones y la capacidad de ahorro de la población para tener una seguridad ante el retiro laboral.

En la ENTS se imparte un programa de Especialidad en Modelos de Intervención en Trabajo Social orientado a Adultos Mayores. En tanto, la Facultad de Arquitectura y el Instituto de Geografía analizan la calidad de los entornos, así como  movilidad, formas de accesibilidad y riesgos ambientales propiciados por la infraestructura y los transportes. En los institutos de Investigaciones Sociales y Antropológicas, así como la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales, se observa a los medios de comunicación, el lenguaje común y científico utilizado para este segmento, los estereotipos y visiones deficitarias hacia la vejez.

En el Instituto de Fisiología Celular se trabaja en los factores fisiológicos dependientes de la edad que participan en el daño celular asociado a enfermedades degenerativas (Huntington, Alzheimer y Parkinson, entre otros).

Recientemente, el Consejo Universitario autorizó la creación de la especialización en Administración Gerontológica, que impartirá la Facultad de Contaduría y Administración; se busca apoyar a empresas dedicadas a este sector. En rueda de medios, Verónica Montes de Oca, coordinadora del Seminario Universitario Interdisciplinario sobre Envejecimiento y Vejez (SUIEV) e integrante del Instituto de Investigaciones Sociales, dijo que se trata de una iniciativa única en su tipo, que reúne a la masa crítica de estudiosos más grande que pueda tener México en la materia.

Leticia Cano Soriano, directora de la Escuela Nacional de Trabajo Social, expuso que en ocasión del Día Internacional del Adulto Mayor, la instancia a su cargo ha organizado, junto con el SUIEV, el Primer encuentro de personas en esta condición, con el tema Proyecto de vida: fortalezas y debilidades, que reúne a especialistas y alumnos interesados en esta área, y a más de 130 individuos de la tercera edad, tanto de la sociedad civil como de grupos organizados.

Participación más activa

 

Graciela Casas Torres, exdirectora de la Escuela Nacional de Trabajo Social, destacó la importancia de abrir las universidades a los adultos mayores para que se actualicen y se formen en actividades que beneficien su desarrollo y ello redunde en una participación más activa en su vida familiar, social y productiva.

A su vez, Fernando Quintanar, profesor de Iztacala, comentó que en la sociedad se ha dado el surgimiento de espacios comunitarios, donde se crean grupos que siguen su propia historia y evolución, lo cual constituye un componente social de soporte y protección para este sector de la población.

Marissa Vivaldo Martínez, profesora de Zaragoza, consideró que si bien es cierto que  en algún momento requerirán un especialista no todos tendrán acceso a este servicio; por ello, lo mejor es buscar que sus necesidades sean resueltas en el primer nivel de atención por personal con formación gerontológica”.

Trabajan en lograr mayor eficiencia de motores

Trabajan en lograr mayor eficiencia de motores
Nota publicada por Leticia Olvera en la Gaceta de la UNAM Núm. 4, 521 (Junio 2013)

El uso de motores es común en diversos ámbitos de la industria y en la vida cotidiana, de ellos depende el buen funcionamiento de muchos tipos de máquinas y aparatos; por ello, Ricardo Chicurel Uziel, del Instituto de Ingeniería y sus colaboradores, trabajan en un reductor de velocidad cicloidal magnético, cuyo propósito es, a futuro, aumentar la eficiencia en la transmisión de energía de un motor a la carga que impulsa.

Ventajas

Teóricamente, se tendría mayor capaci­dad de carga, sería más fácil de fabricar y no se generarían vibraciones; esto podría traducirse en economía en el uso energético, que hoy en día es uno de los principales objetivos de muchos habitantes en el planeta, señaló Chicurel.

Los reductores, afirmó, se utilizan en casi cualquier máquina con motores eléctricos, desde lavadoras de ropa hasta tornos, fresa­doras y aparatos industriales. “En los cicloi­dales tradicionales, un engrane de dientes externos enlaza con otro fijo y de muescas internas. El centro del primero se desplaza en una órbita circular dentro del segundo y esto genera una rotación en sentido contrario a la de su centro”.

Con imanes

En nuestro proyecto, subrayó, este dispositivo tiene la misma cinemática, aunque en lugar de engranes con dientes lleva imanes con polos alternados en la periferia. Así, uno norte del en-grane móvil busca pegarse a uno del sur del fijo y de este modo rueda con la tracción. Lo novedoso es que el que se mueve hace contacto con el que no lo hace y rueda; esto no ocurre con ninguno de los reductores disponibles en el mercado.

Esto hace que ya no se deba sujetar al engrane móvil con un rodamiento al centro, porque el magnetismo lo atrae hacia fuera y, al quedar libre para moverse, la centrífuga contribuye a que haga contacto con el fijo. Así, se tiene una fuerza de fricción disponible que sirve para aumentar la capacidad de transmi­sión, puntualizó. “Los reductores de velocidad cicloidal producen vibraciones, y en el que diseñamos nosotros introdujimos una rueda de balanceo para evitar ese movimiento”, mencionó.

Otra modificación fue que pusimos roda­mientos en el acoplamiento entre el engrane móvil y la flecha de salida para reducir la fricción y mejorar la eficiencia, abundó.

Es un proyecto en proceso y se puede decir que se van a tener ventajas con el reductor de velocidad cicloidal magnético y que será algo mejor de lo existente, aunque todavía hay que hacer muchas pruebas, concluyó.

Manual de enfermería para atender alcoholismo

Manual de enfermería para atender alcoholismo
Nota publicada por Leticia Olvera en la Gaceta de la UNAM Núm. 4, 518 (Mayo 2013)

Además de causar serios problemas y daños sociales, familiares, mentales y emocionales, el alcohol crea dependencia y origina más de 60 tipos de enfermedades y lesiones. Lo anterior se desprende del Manual de enfermería para la atención de personas con consumo nocivo de alcohol, realizado por alumnos de la generación 2011-2012 de la especialidad en Enfermería en Salud Mental, que imparte la Escuela Nacional de Enfermería y Obstetricia (ENEO) de la UNAM, en colaboración con el Instituto Nacional de Psiquiatría Ramón de la Fuente Muñiz.

Con y sin tratamiento profesional

En el libro, publicado por la Secretaría de Salud del gobierno federal, se destaca que, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Adicciones, hay al menos nueve millones de personas con problemas de abuso y 13 millones más que ponen en riesgo su salud por su forma de beber.

Ante este panorama, el manual muestra evidencia prometedora y resumida de que el uso nocivo puede ser modificado y que su curso hacia la dependencia grave podría alterarse con intervenciones bien diseñadas y con un número reducido de las mismas.

En la presentación del texto, efectuada en el Aula Magna Susana  Salas Segura de la ENEO, María Elena Medina-Mora, directora general del instituto, resaltó la labor, compromiso y apoyo en este ámbito; por ello, que  una iniciativa de este tipo haya surgido de un grupo de estudiantes de enfermería, “me llena de orgullo y me hace sentir que los sueños son posibles. “Pensamos que era relevante atender el problema porque sabemos que entre 75 y 80 por ciento de los enfermos nunca tiene tratamiento profesional y, al darse, llegan con muchas pérdidas y dolor en su familia. “Además, sabemos que hay intervenciones breves, de 15 minutos, otorgadas por personal del área de salud que pueden hacer la diferencia en la vida de los pacientes”, abundó.

Modelo evaluado

El modelo en el que se basa este programa ha sido ampliamente evaluado; de hecho, una de las seis intervenciones más reconocidas para manejarlo es la breve. Mediante este esquema se tiene la capacidad de identificar a la persona con problemas en su forma de beber antes de que desarrolle una dependencia grave, y si ya se encuentra en esta situación se le puede llevar a reflexionar y prepararlo para entrar en un programa de esta naturaleza, indicó.

En aumento

Al hablar en representación de los autores, la enfermera María del Rosario Velasco Tenorio afirmó que el consumo va en aumento. Esta práctica también se ha incrementado entre la población femenina; por ejemplo, en 2002 cerca de siete por ciento de las mujeres afirmaba haber consumido alcohol en el último mes; actualmente la cifra se ha elevado a 19 por ciento, precisó.

De ahí que decidiera hacer una propuesta para sensibilizar a los pacientes a reconocer que tienen problemas. “Los enfermeros somos capaces de ser empáticos, ganarnos la confianza de la gente y dar un consejo especializado”, aseveró.

Leticia Echeverría San Vicente, profesora de posgrado de la ENEO y también autora del manual, dijo que el texto es importante porque destaca la valía de las intervenciones breves, resalta la labor de la enfermería en la solución del problema y explica cómo realizar dichos procedimientos.

Un producto adicional de este trabajo, mencionó, es el video que incluye el porqué los alumnos quisieron mostrar cómo funcionaba este recurso y se convirtieron en actores, ya que por medio de una pequeña representación exhiben cada  una de las variantes.

María Dolores Zarza Arizmendi, directora de la ENEO, subrayó la importancia de atender a tiempo esta problemática que no sólo afecta al paciente sino también a su familia. “Por ello, me da gusto que la enfermería abra estos espacios de trabajo mediante la realización de intervenciones breves, que no por serlo dejan de ser significativas y capaces de lograr cambios”, comentó.

En la elaboración también participaron Wendy Angélica Goñy González, David Ojeda Herrera, Mónica Rojas Gutiérrez, Haide Irais Sandoval Sánchez, Teresa Velasco Zavala, María de los Ángeles Villegas Vega y Tania Real Quintanar.

Finanzas determinan la relación de pareja

Finanzas determinan la relación de pareja
Nota publicada por Leticia Olvera en la Gaceta de la UNAM Núm. 4, 517 (Mayo 2013)

La complejidad y trascendencia de los aspectos económicos en la pareja determinan, en buena medida, el curso que tomará el proyecto de vida que tenga esa unión, afirmó Patricia Meraz Ríos, del doctorado en Psicología de la UNAM.

Al hablar sobre los primeros resultados de su investigación doctoral titulada “Monederos y carteras: implicaciones psicológicas relacionadas con el manejo de las finanzas familiares”, destacó que los matrimonios y las familias están expuestas a múltiples decisiones económicas y financieras que afectan tanto sus carteras como sus vidas.

Definición de valores

De hecho, apuntó, la relación amor y dinero se gesta desde el momento en que un hombre y una mujer deciden vivir juntos; por ello, puede afirmarse que en ese vínculo las relaciones se  construyen a partir del manejo y administración del capital. “El significado que se da a los recursos económicos en el seno familiar define valores, lealtades y necesidades”, puntualizó la también académica de la Facultad de Psicología.

De ahí que, en prácticas financieras como la compra de la despensa, esté implícito un entramado complejo de relaciones emocionales y de construcciones familiares, ejemplificó. “Esta práctica, aparentemente rutinaria, ilustra cómo se entrecruzan los intercambios mercantiles con los signos, prácticas y significados socioculturales”.

Manifestación cotidiana

Esos asuntos se manifiestan en las conversaciones y en los discursos cotidianos, en el valor que cada miembro de la pareja atribuye al dinero, en la toma de decisiones, administración y distribución del capital y, en general, en el manejo de las finanzas, precisó.

Asimismo, añadió, representa el modo en el cual los miembros de esta sociedad afectiva se complementan, relacionan y dan sentido a su vida. Sin embargo, es un asunto que con frecuencia no se trata, lo que afecta el vínculo, las emociones y sus expectativas. Por tanto, el manejo del presupuesto y del patrimonio, además de ser un asunto relacionado con la administración y la economía doméstica, revela las relaciones socioculturales que establecen las parejas para satisfacer sus requerimientos, construir sus realidades y proyectar sus aspiraciones.

Entonces, los asuntos financieros se manifiestan en las conversaciones y en los discursos habituales, pero a manera de quejas, reclamos o reproches. De este modo, señaló, el dinero se  convierte en fuente de conflictos, verdades y de satisfacción de necesidades, porque de las prácticas de administración y distribución de este recurso depende la toma de decisiones en el hogar.

Meraz Ríos dijo que el objetivo general de su investigación es identificar estrategias, negociaciones y formas que emplean parejas mexicanas respecto al dinero y las determinaciones implicadas en la administración y la economía de la casa. Asimismo, se busca explorar el papel que desempeñan los aspectos económicos en el proyecto de pareja y en la satisfacción de la vida cotidiana, así como examinar las prácticas financieras en las que el varón es proveedor y donde hay doble ingreso.

Entre los primeros resultados obtenidos se ha encontrado que en las parejas que no reportan dificultades financieras hay un manejo con decisiones consensuadas o compartidas; hay un equilibrio entre negociaciones y manejo de poder, además de transparencia financiera y un control de gastos y consumos, a diferencia de aquellas que reportan problemas, en donde se observa información oculta sobre ingresos o gastos, y un desequilibrio en el acceso, control y disposición del dinero, concluyó.