Científicos del Cinvestav crean genes que inhiben desarrollo de cáncer

Científicos del Cinvestav crean genes que inhiben desarrollo de cáncer
Por Maira Fernanda Pavón Tadeo en Cinvestav: Avance y Perspectiva

Científicos del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav), desarrollaron y patentaron una novedosa terapia para tratar el cáncer de mama, a partir de la inhibición de células tumorales con la introducción de genes “suicidas” en el organismo.

En conferencia de prensa, Daniel Martínez Fong y la estudiante Rosa Angélica Castillo, adscritos al Departamento de Fisiología Biofísica y Neurociencias, expusieron el proceso, antes de recibir el Premio a la Innovación en Bionanotecnología Cinvestav-Neolpharma.

En las instalaciones del Centro de Investigación, recordaron que el cáncer de mama causa 60 mil muertes al año en el país y un millón 600 mil en el mundo.

El abordaje está diseñado para ofrecer una opción en el cáncer de mama triple negativo, que representa alrededor de 40 por ciento del total de casos, y se ha probado tiene grandes probabilidades de éxito en otros tipos de cánceres, como el de próstata.

El cáncer de mama que se ataca se conoce como triple negativo, y se caracteriza por la ausencia de tres receptores: estrógenos, progesterona y erb2, que lo hacen muy agresivo y con pocas opciones terapéuticas para quien lo padece.

Martínez Fong indicó que este trabajo se desarrolló en ratas y tendrá que obviarse el paso de los primates, porque no existen monos con este tipo de mal. Además, como se ha demostrado que solo puede beneficiar al paciente y no tiene efectos secundarios, podrá usarse directamente en pacientes.

Explicó que la agencia de comercialización del conocimiento Cinvestav está en etapa de dar este salto, y abundó que el costo de este último paso puede alcanzar, cuando menos, 20 millones de dólares.

Esto es porque deben conseguirse los permisos de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos, y de agencias internacionales que validan los desarrollos que se van a aplicar en humanos.

El experto se refirió al legendario Caballo de Troya para explicar cómo funciona la terapia. En primera instancia los científicos crean genes con la particularidad de contar con instrucciones celulares que le dan otros componentes biológicos (péptidos) para dirigirlos directamente a las células que se pretende afectar terapéuticamente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s