Reto, más participación de empresarios en Ciencia, Tecnología e Innovación

Reto, más participación de empresarios en Ciencia, Tecnología e Innovación
Por Emir Olivares Alonso en Foro Consultivo Científico y Tecnológico

Luego que la administración federal se ha convencido de la importancia de apostar por la ciencia, la tecnología y la innovación, comenzando por el incremento presupuestal para este año y el compromiso de llegar al uno por ciento del PIB para el final del sexenio, el reto ahora es transformar la visión de los empresarios para que incrementen su participación en los rubros y potenciar así el desarrollo económico y social del país.

Para ello, el Foro Consultivo Científico y Tecnológico (FCCT) trabaja en una propuesta para retomar la iniciativa de estímulos fiscales a las empresas que desarrollen innovaciones tecnológicas. Gabriela Dutrénit, coordinadora general de esa instancia, detalló que la idea es eliminar los viciosque se cometieron en el pasado como parte del programa, donde grandes multinacionales se beneficiaron de esos recursos públicos sin generar grandes transformaciones o avances para el sector científico nacional.

Se plantean candados a estímulos

En conferencia de prensa, la experta subrayó que el objetivo es poner candados para beneficiar sólo a compañías que generen producción científica y tecnológica, a las que se vinculen con el sector académico, a las que establezcan sus propios centros de investigación y a las que sumen a sus filas a personal capacitado con estudios de maestría y doctorado.

Según el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología, este programa –con el que se condonaban impuestos a empresas que invirtieran en ciencia y tecnología– ejerció presupuesto de 14 mil millones de pesos en sus siete años de operación (2001 a 2007).

Del total de esos recursos, entre 75 y 80 por ciento se otorgaron a grandes compañías. Debido a sus fallas y a la escasa transparencia en la asignación de las exenciones fiscales la Orga0nización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) recomendó al gobierno mexicano reemplazar esta iniciativa por un programa de estímulos directos.

Al respecto, Dutrénit resaltó que 85 por ciento de los países integrantes de la OCDE cuentan con los dos tipos de esquemas, los cuales dan buenos resultados. Por ello, señaló que el problema no es el estímulo, sino la forma en cómo se instrumentó.

En México estos estímulos se concentraron en grupos industriales y en ramos como el automotriz y el farmacéutico. Se deben poner candados para que los recursos se dirijan al objetivo planteado. Nuestra propuesta analizó los malos usos y los comportamientos oportunistas (a fin de que no se repitan). Y es importante porque estas iniciativas motivan al sector empresarial.

La coordinadora del FCCT indicó que el proyecto se trabaja en coordinación con cámaras empresariales y en breve se presentará al Congreso de la Unión y a la Secretaría de Hacienda. Adelantó algunos puntos que incluirá: creación de centros técnicos en las compañías, que las que ya cuenten con éstos generen infraestructura, que contraten doctores y maestros, impulsar que las empresas cuenten con unidades estratégicas de negocio, entre otros, y sólo se apoyará un rubro.

Indicó que si bien para final del sexenio existe el compromiso gubernamental de alcanzar uno por ciento del PIB para ciencia, la tecnología y la innovación, es relevante la participación empresarial para que el país alcance mayor desarrollo económico y social. Agregó que para que México sea competitivo a mediano plazo, la inversión en el sector en 25 años debe ser al menos de 2.5 por ciento del PIB.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s